La Justicia deja en evidencia al Psoe en sus denuncias contra Izquierda Unida de Zalamea la Real

El Auto del Juzgado Nº. 2 de Valverde del Camino en relación a la denuncia presentada por María Ángeles Pascual, concejala del Psoe, contra Mario Martín, concejal de Izquierda Unida en el Ayuntamiento de Zalamea la Real, ha acordado el sobreseimiento y el archivo de la denuncia, por lo que ni si quiera ve indicios de delito ante la denuncia presentada por la edil del Psoe.

Esta resolución se basa en el informe del Fiscal especializado en delitos informáticos, el cual argumenta: "Entiende el Ministerio Público que habida cuenta de que el teléfono móvil en el que el Sr. Martín recibía los correos es corporativo y por tanto oficial y propiedad del Ayuntamiento de Zalamea la Real, que los recibió fortuitamente sin que nada hiciera que manifestara intención de vulnerar la intimidad de la Sra. Pascual".

A su vez añade, "Es especialmente significativa en este caso la circunstancia de ser el dispositivo Blacberry de uso por la corporación local, lo que hacía que la anterior usuaria hubiera debido asegurarse de impedir que en el mismo permanecieran datos de carácter personal, para lo cual, pese a la existencia de copia de seguridad, bastaría haber cambiado las claves de acceso a su correo, tal y como hizo con posterioridad".

El informe del Fiscal y el Auto judicial, vienen a demostrar la inocencia absoluta del concejal de IU en Zalamea, quedando salvada su integridad. Recordamos que ya en la legislatura anterior en la que fue alcalde Marcos Toti, un destacado militante del Psoe, presentó denuncia contra nuestro alcalde que, por supuesto perdió, desestimándose la demanda interpuesta e imponiéndole el pago de las costas causadas al denunciante.

En el caso de esta nueva denuncia, ni siquiera será necesaria la celebración de juicio, en una causa promovida exclusivamente por intereses políticos y con el fin de difamar y desprestigiar la figura del concejal de Izquierda Unida.

Por todo lo expuesto, Izquierda Unida de Zalamea exige la reparación por parte del Psoe local y, en concreto, de la edil María Ángeles Pascual, en la que se retracte de las acusaciones y opiniones expuestas en diferentes medios de comunicación en relación al concejal de Izquierda Unida de Zalamea. Durante muchos meses, el concejal de Izquierda Unida, Mario Martín, y el alcalde, Marcos Toti, han tenido que sufrir continuas agresiones verbales, insultos, difamaciones y acusaciones, que la justicia ha demostrado que eran infundadas, por parte la concejala y el Psoe de Zalamea.