La portavoz de Izquierda Unida en el Ayuntamiento Cortegana denuncia “el afán privatizador del gobierno local del PP” y anuncia movilizaciones contra estas medidas

Rebeca Martín, portavoz de Izquierda Unida en el Ayuntamiento de Cortegana, denuncia que en el pleno celebrado ayer el equipo de gobierno del PP ha continuado adoptando medidas para avanzar en el proceso de privatización del servicio público del agua en esta localidad, utilizando para ello su mayoría absoluta.

Martín explica que “el PP aprobó en solitario una moción para iniciar un proceso de declaración de lesividad de los acuerdos que adoptó el Ayuntamiento de Cortegana en 2010 cuando se incorporó a Giahsa, basándose únicamente en opiniones políticas sin fundamentar y ajenas a la realidad, en contra de los servicios públicos”.

Martín asegura que lo que pretende el PP de Cortegana es seguir con el procedimiento para consolidar la privatización del servicio de abastecimiento de agua, que lleva un año y un mes en manos de la empresa Aqualia, “a pesar de que gran parte de la población ha mostrado su descontento por esta gestión y de que se hayan recogido más de 1.500 firmas contra ella”. Además, Martín ha anunciado que se están preparando movilizaciones ciudadanas en Cortegana contra la privatización del agua.

Martín explica que “El PP pretende que Aqualia se haga con el servicio de abastecimiento de agua durante los próximos 25 años, por lo que desde Izquierda Unida exigimos al alcalde, José Enrique Borrallo, que explique públicamente que beneficios económicos va a obtener esta empresa privada a costa de la población de Cortegana, y que haga partícipe a la población de la toma de esta decisión, convocando una consulta popular para ello”.

Martin asegura que la privatización del agua “va a hipotecar al Ayuntamiento y a sus servicios públicos, además de ser una maniobra de la que se va a beneficiar únicamente una empresa multinacional que no garantiza un servicio de calidad y podrá imponer los precios que considere, como está ocurriendo en otras localidades de la provincia donde gestiona el abastecimiento del agua”.

Por otra parte, Martín recuerda que el equipo de gobierno del PP también ha aprobado la licitación para privatizar el servicio de alumbrado público durante los próximos doce años. Al respecto, Martín explica que el informe de caracterización para realizar esta licitación ha sido encargado a una multinacional de servicios energéticos por valor de 10.890 eruos, “a pesar de ser un documento muy pobre que está hecho a medida para justificar el trámite”. Martin señala que “he presentado enmiendas al pliego de licitación que han sido rechazadas por el PP, ya que dicho pliego solo beneficia los intereses de la empresa adjudicataria, impidiendo que el ayuntamiento pueda controlar la calidad del servicio cuando se privatice”.